Bayern envía al candidato ManU a ver la Champions por televisión

La trayectoria de los equipos de Van Gaal en la máxima competición europea es intachable, pocas veces se le ha visto una mala actuación, su máximo logro fué la conquista del título en 1996 con aquel fantástico Ajax.

El resultado de la ida parecía engañoso, fruto de un partido de poder a poder pero justito de buen fútbol, pues el poderío ofensivo del conjunto inglés en su propio feudo es más que evidente.

El partido comenzó tal y como se acaba de apuntar. El Manchester ahogaba, movía el balón con gran rapidez y pronto se puso con dos a cero a favor. El Bayern, a pesar de sus esfuerzos por contener los bombardeos ingleses y comenzar a buscar el gol no pudo hacer otra cosa que ver como le caía el tercero.

Pero encaramándose hacia el descanso, Olic recoje un buen centro en posición de remate cruzado y pone el tres a uno, con 45 minutos por delante para buscar otro golito que les diera la clasificación.

Sin embargo la cuestión no era tan simple. Primero había que robarle el control del balón a los locales y, por si fuera poco, evitar contragolpes mortales. No solo hicieron tal cosa, aislaron a Rooney, hasta el punto de que fue sustituido, en parte también motivado por el dominio alemán, en parte por el resultado favorable de los de Ferguson.

Por momentos el equipo alemán lució el sello Van Gaal en toda su extensión. Equipos que tardan en carburar, gustosos del fútbol por los extremos, pero que cuando lo hacen ejercen un dominio y una insistencia difícil de abatir. Lo vimos en el Barça (una Copa y dos ligas) y lo veremos en la segunda vuelta de la Bundesliga.

Los ingleses jugaron con fuego, confiados en las ocasiones marradas de los delanteros del Bayern, se quedaron con 10 por expulsión del lateral Rafael tras agarrón a ribery. Al final y como en la ida, una jugada salvadora. Balón alto que cae a la posición de Robben (anteriormente en jugada parecida había sido Ribery el que la fallara) y sin dejar de botar empalma un derechazo picado que se cuela por el palo dercho de Van der Saar.

El Olympique, clasificado tras una soberbia segunda parte de su meta Roris ante los compatriotas del Girondins, espera en semis. ¿Quien llegará a la final de Madrid?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s